Blogia
enchina

Ya estoy en Shanghai!

Ya estoy en Shanghai!

Ahora mismo son las 7 de la mañana aquí, pero la una en España, he dormido 5 horas pero ya no puedo dormir más!

Llegué ayer a las 14:20, las 8:20 de España, al aeropuerto de Shanghai. Los vuelos fueron muy puntuales, tanto el de Madrid-Munich como el de Munich-Shanghai, pero dormir en el avión fue imposible.

Cogí un taxi hacia el centro de la ciudad (cerca de la Plaza del Pueblo) que me dejó en la puerta de la casa de Tania, mi contacto en Shanghai, (por cierto: los chinos conducen como auténticos locos, casi nos chocamos contra una camioneta). Allí también conocí a Jose, el que va a ser mi jefe. Los dos son muy jóvenes: 26 y ¿30? años. Con Jose no he podido hablar mucho porque tenía un día muy ocupado preparando la llegada del presidente de México a Shanghai. Por lo visto sólo estará tres días en China, y uno lo pasa en la ciudad.

Después de instalarme en casa de Tania (mientras busco piso, que eso será a partir de hoy), ducharme y ponerme unos pantalones cortos (hace un calor pegajoso subtropical con el que sudas aunque no hagas nada), nos fuimos a cenar a uno de los restaurantes cercanos a la Plaza del Pueblo, que es la plaza principal de Shanghai. Las calles ahí son las típicas de una postal japonesa: llenas de neones de anuncios comerciales. No tengo fotos de esto porque estaba harta de cargar con bultos y no me apetecía llevar la cámara, que no es una digital pequeña precisamente... pero las haré.

Los restaurantes chinos aquí tienen poco que ver con los chinos españoles. Ya lo había comprobado cuando estuve en Australia, donde hay muchísimos chinos y también restaurantes buenísimos. Tania se defiende en chino y al final pudimos pedirle todo lo que queríamos al camarero. Aquí tienen la costumbre de quedarse a decidir contigo lo que te vas a comer: discuten, te recomiendan, te hablan sobre la comida... y no solo con los turistas, con los chinos todavía más. Lo de comer se lo toman muy en serio. Por cierto, la cerveza china está muy buena y es muy suave, pero estoy deseando hacer una foto de las botellas que sirven porque SON GIGANTESCAS, como el doble de una española. Cuando las ves te parece que es una tomadura de pelo, pero con el calor que hace os aseguro que todo el mundo se las bebe enteras.

Después estuvimos viendo los rascacielos desde la orilla del río Wusong, uno de los dos que tiene la ciudad. La verdad es que el skyline de Shanghai no tiene nada que envidiarle al de ciudades como NYC o Chicago. De hecho hay más rascacielos aquí.

Por la noche hay un montón de ambiente en la calle, los chinos se parecen mucho en eso a los españoles. Ahora, que son las 7:30h, se oye música tradicional china en la calle y hay gente haciendo tai-chi desde las 6. Parece una ambientación de película.

Hoy tengo que ir a la policía a registrarme y voy a empezar a buscar piso, lo que creo que será una de las cosas más difíciles que haga en China. Otra cosa que espero arreglar hoy es lo del móvil: tengo que comprarme una tarjeta china, aunque espero comunicarme con vosotros vía skype. Ahora mismo le estoy pirateando red a un chino anónimo, porque la de Tania no me deja conectarme...

Pues nada, os dejo unas cuantas fotos para que vayáis viendo un poco cómo es esto.

 

Continuará...

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres